Henrique Capriles Radonski, candidato a la presidencia de Venezuela por la MUD

Henrique Capriles Radonski. Así se llama el recién elegido candidato de la Mesa de Unidad Democrática a las Elecciones Presidenciales que tendrán lugar en Venezuela el próximo 7 de octubre, y encargado de enfrentarse al actual Presidente, y aparentemente imbatible, Hugo Chávez. Este abogado de 39 años y Gobernador del estado de Miranda no es muy conocido en Europa, pero sin lugar a dudas tendremos que anotarnos su nombre pues dará mucho que hablar. Quién sabe si no estaremos hablando del futuro Presidente venezolano.

¿Quién es Henrique Capriles?

El experto en derecho económico y gobernador de Miranda es de ascendencia europea. Su padre es de origen sefardí del Curaçao neerlandés, y su madre es descendiente de una familia judía ruso-polaca. Ambas familias son muy conocidas en Venezuela por ser propietarios de grandes empresas como la Cadena Capriles, dueña de importantes medios de comunicación; y Cinex, una de las más importantes compañías de salas de cine en el país.

Tras trabajar en algunos importantes despachos de  abogados, comenzó su carrera política siendo elegido diputado por el partido COPEI, de tendencia socialcristiana y humanista, en las elecciones de 1998. Dos años después fundó su propio partido: Primero Justicia, con el que se presentó y gano la alcaldía de Baruta, puesto que ocupó hasta 2007. Los principales logros de su gestión fueron la espectacular disminución de los índices de delincuencia en el municipio, la implementación un amplio programa social en materia sanitaria, y la modernización de sus infraestructuras.

Su salto a la primera plana se produjo en abril de 2002, durante el golpe de Estado. El día 12 de ese mes, la Embajada de Cuba en Caracas fue ocupada por la multitud por la sospecha de que el Vicepresidente Diosdado Cabello se encontraba allí asilado. Días después, el Embajador de Cuba acusó a Capriles de haberse presentado en la Embajada durante los disturbios solicitando verificar la presidencia de algún funcionario del gobierno depuesto. Por este hecho, fue acusado por la Fiscalía de violar leyes y tratados internacionales. Cuatro años después fue absuelto, aunque en 2008 el caso fue reabierto.

Ese mismo año presentó su candidatura en las elecciones para la gobernación del estado de Miranda con el apoyo de todos los partidos de la oposición, venciendo al candidato oficialista, que era el propio Diosdado Cabello. Actualmente sigue siendo Gobernador. Desde el pasado noviembre, es precandidato de la MUD a la presidencia de Venezuela auspiciado por Primero Justicia, Patria Para Todos, la Causa R y Podemos.

 

¿Qué propone Henrique Capriles?

“Hay un camino” es el lema elegido por Capriles para su precandidatura. Durante la campaña de las primarias de la MUD no ha dejado de alabar el modelo de Lula en Brasil, proponiendo que es posible aplicar un programa social y económico similar adaptado a la realidad venezolana. Modelo que, por ejemplo, ya reivindicó con éxito Ollanta Humala en su carrera presidencial en Perú.

El modelo progresista al que aspira, pasa ante todo por desarrollar un extenso programa basado en las inversiones públicas en materia de sanidad y educación, centrado sobre todo en los estratos más pobres de la sociedad venezolana. En relación a ello, ha declarado que está dispuesto a mantener alguna de las medidas implementada por Hugo Chávez en los últimos años.

Al mismo tiempo, apuesta por el desarrollo de un capitalismo basado en el aumento de la productividad interna para generar crecimiento y empleo. Su programa económico también incluye medidas destinadas a estimular la competencia y a reordenar el mercado venezolano para mejorar la competitividad de las empresas. Es contrario a las nacionalizaciones y a la política agresiva con las inversiones extranjeras. Muy al contrario, las considera esenciales para el desarrollo del país. También ha asegurado que pretende eliminar gradualmente el sistema de protección cambiaria introducido por el actual gobierno.

Las primarias de la Mesa de Unidad Democrática y el programa conjunto de gobierno firmado por los precandidatos, han puesto de manifiesto que la oposición democrática al chavismo en Venezuela es muy amplia, moderada e ideológicamente diversa. Del otro lado del Atlántico, algunos pensaban que dicha oposición estaba formada por una varguardia de neoliberales radicales apoyados por EEUU, dispuestos a derribar cualquier vestigio de bolivarianismo y con la voluntad de regresar a la Venezuela más negra de la “era saudita“. No era cierto, y la elección de Henrique Capriles es el gran ejemplo.

Muchos venezolanos han visto en él una oportunidad de deshacerse de la maquinaria chavista y sus desmanes antidemocráticos sin sufrir una traumática ruptura con el modelo actual. La vía que propone Capriles es realista y posibilista, centrada en la protección social y el liberalismo económico. No cabe duda de que si las elecciones se prevén emocionantes, con la elección de Capriles lo van a ser mucho más.

Antonio J. Vázquez Cortés (@AJVazquez). Buenos Aires 

Escrito por Antonio J. Vázquez

Etiquetas: , , , ,